Noticias

Las hojas de fresas reducen el dolor de estómago y la diarrea

Las náuseas también se pueden evitar con el consumo de hojas de fresas.

Las hojas de la fruta de color rojo son ricas en elagitanina.

Por sus bondades depurativas, antiinflamatorias y diuréticas, las fresas se han vuelto una opción importante en el consumo diario, ideal para la dieta semanal de cada persona. Además, es baja en azúcar, alrededor del 90 % es agua y tiene fibra.

Aunado, posee ácido fólico, vitamina B3, B2 y C; “este fruto puede ser consumido en su presentación natural, jugo y postres. Sin embargo, se tiende a usar la pulpa y se desecha la hoja, sin conocer los grandes beneficios que tiene para el buen funcionamiento del organismo, e incluso, para prevenir ciertas enfermedades”, conforme al blog Cocina Zero Waste.

“Las hojas de fresa no deben ser desechada, al contrario, pueden acumularse para luego ser aprovechadas en preparaciones como tés o infusiones. El agua que se mezcla con estas plantas adquiere propiedades que están encaminadas al funcionamiento de los sistemas del cuerpo como el digestivo”.

Propiedades de las hojas de fresas

Con respecto a los beneficios, “las hojas de fresa tienen propiedades medicinales que combaten infecciones gástricas causadas por la bacteria Helicobacter Pylori, la cual afecta a la mitad de la población mundial y podría causar cáncer de estómago”, según SuMédico.

El blog portugués Barão Erva-Mate e Chás argumentó: “Los componentes encontrados en las hojas de fresa ayudan a equilibrar los ácidos que son empleados en la digestión de alimentos. Además de eso, la infusión de fresa puede ayudar a aliviar el dolor, reduciendo dolores de estómago, náuseas, hinchazón, diarrea, mala digestión y reflujo”.

“Las hojas de la fruta de color rojo son ricas en elagitanina, por lo que esta sustancia puede combatir la diarrea. También equilibra los ácidos y alivia malestares como la inflamación, además de contener calcio, hierro y vitamina C”, indicó un estudio de la Facultad de Farmacia y Medicina de la Universidad de Coímbra (FMUC), en Portugal.

Antioxidantes natural

En este sentido, “las hojas de esta fruta son fuentes potenciales de antioxidantes de origen natural, que también pueden ser agregadas a los alimentos. De hechos, científicos de la universidad de Burgos trataron de “educir los compuestos químicos en los alimentos y substituirlos por naturales”, usando las platas de tal fruta.

Se trató de prevenir la oxidación de las grasas de pescado con compuestos fenólicos, antioxidantes, extraídos de las hojas de fresa. Allí, el grupo de estudio determinó que de esta manera se logró superar uno de los problemas de los ácidos grasos insaturados, su oxidación, a partir de compuestos antioxidante. Sus hojas, que, como le ocurre a la infrutescencia, tampoco es del todo lo que parece”, publicó Semana.

.

Tags

Lo Último


Te recomendamos