Noticias

Mujer se muda a Tanzania para casarse con un hombre de tribu 30 años menor

La historia de Deborah Badu y Saitoty se ha hecho viral en las redes sociales.

Debora Badu, la estadounidense que viajó a Tanzania para casarse con Saitoty.

Hay un dicho muy famoso que reza: “Para el amor no hay edades”, el cual no puede aplicarse mejor que a la siguiente historia, la cual ha dado la vuelta a las redes sociales.

Y es que sin importar la diferencia de culturas, tradiciones, los miles de kilómetros de separación y que la mujer le duplica los años a su pareja, estos dos enamorados se han ganado el amor de toda la web.

Una estadounidense viaja a Tanzania para casarse con un hombre 30 años menor

Se trata de Deborah Babu, quien sorprendió a todos sus familiares y seres queridos, luego de anunciarles la decisión de ir a África para casarse con Saitoty, un joven que es tres décadas más chico que ella y es miembro de una tribu.

La señora de 60 años es oriunda de Sacramento, California, Estados Unidos, y recalca en más de una ocasión que se encuentra en el mejor momento de su vida, gracias al amor de su vida.

Debora Badu, la estadounidense que viajó a Tanzania para casarse con Saitoty.

Se conocieron en 2017

La historia de amor de este par de tortolos comenzó cuano Deborah y su hija, Royce, realizaron un viaje a Tanzania, en 2017.

Luego de llegar a una playa en Zanzíbar, las mujeres se toparon con Saitoty, quien les ofreció algunos souvenirs.

Aunque Deborah no le compró nada, se tomó una foto con él, pues nunca había conocido a un miembro de la población Masái.

Desde ese momento, tuvieron tal química que intercambiaron números de teléfono y entablaron charlas.

Luego de 15 días, la estadounidense tuvo que regresar a su hogar, pero nunca perdieron su comunicación.

Debora Badu, la estadounidense que viajó a Tanzania para casarse con Saitoty.

Se casaron un año después

Después de algunos meses, Deborah volvió a Tanzania, donde fue sorprendida por Saitoty con un anillo de compromiso para pedirle matrimonio.

Sin pensarlo dos veces, la norteamericana aceptó y se casaron en junio de 2018, en una tradicional ceremonia masái; además, tuvieron una boda con validez legal en Estados Unidos.

“Nunca esperé encontrar un esposo y casarme con una persona mucho más joven que yo, pero él es el hombre más amable y cariñoso que he conocido”, dijo Deborah.

Tags

Lo Último


Te recomendamos