Noticias

Bruselas autoriza una ayuda de 250 millones al Banco Português de Fomento

La Comisión Europea ha autorizado este lunes una ayuda de 250 millones de euros prevista por Portugal para “reforzar” la capitalización del Banco Português de Fomento (BPF), institución para el desarrollo creada para facilitar el acceso a financiación de las pymes lusas más afectadas por la crisis generada por la pandemia de coronavirus.

BRUSELAS, 11 (EUROPA PRESS)

La Comisión Europea ha autorizado este lunes una ayuda de 250 millones de euros prevista por Portugal para «reforzar» la capitalización del Banco Português de Fomento (BPF), institución para el desarrollo creada para facilitar el acceso a financiación de las pymes lusas más afectadas por la crisis generada por la pandemia de coronavirus.

«Este aumento de capital social permitirá a BPF seguir promoviendo el crecimiento económico portugués de forma sostenible y apoyar las transiciones ecológica y digital», ha asegurado la vicepresidenta del Ejecutivo comunitario responsable de Competencia, Margrethe Vestager, quien ha destacado, además, que el apoyo autorizado «no distorsiona de manera injustificada la competencia».

La medida notificada por el Gobierno portugués a Bruselas será financiada en su totalidad con dinero del Fondo de Recuperación y Resiliencia de la UE, como parte del plan de recuperación luso validado por la Comisión y por el Consejo que ya recogía que el incremento de capital de BPF era una «condición necesaria» para que esta entidad se convirtiera en el socio nacional necesario para poner en práctica el programa de inversión comunitario (InvestEU).

Según explica el Ejecutivo comunitario, la ayuda de 250 millones servirá para que BPF mejore su capacidad de financiación a pyme afectadas por las consecuencias de la pandemia, en especial mediante la concesión de garantías públicas y ello en colaboración con bancos comerciales en Portugal.

Así, movilizará inversiones en cuatro áreas consideradas estratégica en el programa InvestEU como son las infraestructuras sostenibles; la investigación, innovación y digitalización; las inversiones sociales; y las pymes.

La medida aprobada deberá también cumplir con los objetivos marcados en el marco europeo de transición ecológica, transformación digital, cohesión social y territorial y el crecimiento inteligente, sostenible e inclusivo.

Tags

Lo Último


Te recomendamos