Noticias

General de alto rango temía que Trump desatara una guerra con China

Las últimas horas de Donald Trump en el poder fueron críticas, de acuerdo al militar Mark A. Miller.

Casi todo el mundo se enteró de las acusaciones de “fraude y robo” que Donald Trump realizó antes, durante y después de las elecciones presidenciales, en las que fue derrotado por Joe Biden.

Sin embargo, una publicación que será publicada en este mes revela que el exmandatario estaba fuera de sí, lo que pudo provocar un conflicto con China e, incluso, ejerció algunas presiones para aferrarse a la Casa Blanca.

Alto mando militar, con temor de que Trump iniciara una guerra

De esta forma, con temor por las acciones que tomaba Donald Trump en las últimas semanas de su administración, el jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos, Mark A. Milley, tomó medidas en enero pasado por si el magnate intentaba lanzar un ataque nuclear.

Incluso, el militar contactó al gigante asiático para evitar un conflicto armado con esa nación.

Son algunos de los detalles que ventila “Peril”, la nueva publicación de los periodistas Bob Woodward y Robert Costa.

Según el libro, Milley comentó al general Li Zuocheng, del Ejército Popular de Liberación, que Estados Unidos no los atacaría, para tratar de tranquilizar a los asiáticos.

Los contactos con China

Una llamada se celebró el 30 de octubre de 2020, exactamente seis días antes de las elecciones que no favorecieron a Donald Trump.

La segunda comunicación se dio el 8 de enero de este año, sólo dos días después de los fatales ataques al Capitolio de Estados Unidos, por parte de fanáticos del empresario que trataban de impedir la confirmación de Joe Biden como nuevo mandatario.

De hecho, el jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas se tomó la libertad de prometer a Li que advertiría con tiempo en caso de un ataque de EU.

“General Li, quiero asegurarle que el gobierno estadounidense es estable y que todo va a estar bien”, indicó Milley en la primera llamada, según el libro. “No vamos a atacar ni realizar ninguna operación en su contra”.

“Si vamos a atacar, los llamaré con anticipación. No será una sorpresa”, mencionó el militar estadounidense.

Pero el uniformado se dio cuenta de que los últimos días de Donald Trump en el poder podrían poner en riesgo a los ciudadanos del país norteamericano.

Crisis en los últimos días de Trump

Por ese motivo tomó la decisión de instruir a los altos mandos militares a no aceptar órdenes de nadie a no ser que él estuviera al tanto, en lo relativo a lanzar ataques militares o con armas nucleares.

El general “estaba seguro de que Trump había caído en un declive mental grave después de las elecciones, y estaba ahora prácticamente maníaco, gritando a funcionarios y construyendo su propia realidad alternativa con teorías de la conspiración interminables sobre las elecciones”, añade la publicación.

Además, la obra de los periodistas resalta que Trump presionó a su vicepresidente Mike Pence para negarse a certificar los resultados de las elecciones en el Capitolio, el 6 de enero.

Incluso, el entonces segundo al mando llamó a Dan Quayle, vicepresidente de George W. Bush, para ver si había alguna forma de realizar la solicitud del magnate.

“Mike, no tienes flexibilidad en esto. Ninguno. Cero. Olvídalo”, dijo Quayle, según el libro.

Así, el exvicepresidente Pence confirmó la victoria de Joe Biden. Como era de esperarse, Trump le dijo algunas palabras nada gratas. “No quiero ser más tu amigo, si no haces esto. Nos has traicionado. Yo te hice. No eras nada”.

Tags

Lo Último


Te recomendamos