Entretenimiento

Marjorie de Sousa enseña cómo llevar con estilo un short de mezclilla en verano

Marjorie de Sousa está haciendo un papel extraordinario en la telenovela La desalmada, interpretando a la villana Julia

Marjorie de Sousa

El personaje de Marjorie de Sousa en La Desalmada ahora fue víctima de sus propias trampas, intrigas y errores del pasado. El plan de seducción de Julia hacia Octavio se fue de las manos y ocurrió lo más inesperado para ella, cruzando un límite del cual nadie pueda retractarse.

En el capítulo 31 de la telenovela, Julia le expresó a Octavio su preocupación al creer que había muerto, pero el personaje de Eduardo Santamarina no le creyó para nada y fue sarcástico al decir: «¿Te preocupaste por mí o por tus finanzas?», a lo que Julia afirmó que sí se había preocupado por él.

Lo que sufrió el personaje de Marjorie de Sousa en La desalmada

«Obviamente por ti, porque te amo… y en parte también por las finanzas», le confesó en medio de un beso. «Tú sabes muy bien que tener una mujer como yo cuesta», agregó Julia. Mientras que Octavio le reafirmó que sí, que ciertamente ella tenía gustos caros.

«Porque además como usas ropas finas aumentas tu precio», soltó Octavio, a lo que Julia reaccionó de inmediato al decir: «No soy una cualquiera para que me hables así». Pero él acotó que ese era su ‘sentido del humor’: «Parece que no me conoces, tranquila, este es mi sentido del humor, oféndete cuando no te quiera ver o no te quiera dar un solo quinto».

Después de esto, ambos iniciaron una discusión que terminó en algo terrible: Octavio tomó a la fuerza a Julia, ocasionándole la peor de las experiencias. «Hoy sí te pasaste, a mí nadie me trata así», dijo el personaje entre lágrimas, todavía en shock por lo ocurrido.

Aunque el personaje de Marjorie de Sousa está enfrentando etapas muy duras, lo cierto es que la actriz ha alcanzado la cima del éxito nuevamente con La desalmada, demostrando todo su talento actoral. Siempre ha contado con el respaldo de su público, a quien agradeció por todo su apoyo recientemente.

«Gracias 7.3 millones de bendiciones para ustedes! Bienvenidos a esta hermosa familia, los amo infinitamente», compartió en Instagram recientemente al posar con un mini short de mezclilla, la prenda de vestir que no puede faltar en verano.

Cómo pasó de ser una chica tímida a participar en el Miss Venezuela

Aunque hoy es una de las actrices más reconocidas de México, Marjorie de Sousa enfatizó en una pasada entrevista con Mara Patricia Castañeda que en la infancia era una niña muy tímida, jamás imaginándose que se dedicaría al mundo artístico.

«A mí me pasó algo muy raro, porque yo era muy tímida en la escuela y de hecho usaba frenillos (aparatos dentales), lentes y era como muy tímida (…) cuando me pasaban al pizarrón a resolver algo me quedaba bloqueada, no podía porque no me gustaba que me vieran (…) todavía me pasa, yo digo no lo puedo creer, miedo escénico. Miedo, terror», confesó.

Pero luego al pasar a la secundaria, comenzó a sentirse un poco más segura de sí misma, participando en eventos culturales en su país Venezuela, lo que le abrió las puertas al mundo de los comerciales de televisión.

«Me empiezan a llamar para hacer comerciales y empecé a hacer comerciales para Colombia, Panamá, Perú, Venezuela, de todo, de protectores, de bebidas, llegué a tener más de 15 comerciales al aire literal (…) gracias a eso me compré mi casa».

Después a Marjorie de Sousa se le presentó la oportunidad de ir a la Quinta Miss Venezuela para ser evaluada por Osmel Sousa y, contrario a lo que ella pensaba, quedó seleccionada para el certamen.

«Yo fui así relajada, yo dije no voy a quedar en esto, además me encanta tragar, no creo, era flaca, pero… pues yo dije esas pobres mujeres todo el hambre que pasan y sí está muy rudo… estuve como casi 8 meses de clases, entrenaba todos los días, además estaba en la universidad, entonces era súper rudo (…)».

Habló sobre lo estricto del concurso: «Nos mandan una dieta súper estricta, era literal (…) media pechuga de pollo, sin sal y sin nada, le podías poner tantito ajo si querías, la hervías y la ponías a la plancha (…) también medio pepino o un poquitito de lechuga, dependiendo de las presentaciones que teníamos ya nos cambiaban la dieta. Pero tenías que comer a cada rato, por eso no nos pasaba nada, yo pesé 45 kilos en el certamen».

Tags

Lo Último


Te recomendamos