Deportes

Memo Ochoa y sus exitosos 17 años como futbolista profesional

El guardameta debutó como profesional en 2004, cuando el holandés, Leo Beenhakker, le dio la oportunidad de ser el titular en el América.

Memo Ochoa

Hablar de Memo Ochoa es describir a uno de los mejores porteros que ha dado el fútbol mexicano en los últimos tiempos.

El guardameta de las Águilas del América es un icono del conjunto de Coapa, además, es un inamovible de la Selección Mexicana.

Memo Ochoa y sus 17 años como futbolista profesional

En el lejano 2004, el timonel holandés, Leo Beenhakker, decidió darle la oportunidad al guardameta mexicano.

Adolfo Ríos, el entonces portero titular, sufrió una lesión que no le permitió saltar al campo.

Pero el timonel holandés vio a un joven con mucho talento, y ante Rayados de Monterrey decidió darle la confianza de ser el titular en el arco azulcrema.

A partir de ese momento, Memo Ochoa se volvió inamovible en el cuadro titular, por lo que se ganó en absoluto la confianza de Beenhakker.

“Tenía 18 años, su debut fue impresionante en un Estadio Azteca lleno, donde 120 mil fans lo estaban viendo. Hizo lo que tenía que hacer, estoy orgulloso de Ochoa, por la carrera que ha formado.

Ochoa se fue ganando el cariño de los aficionados; incluso, fue pieza fundamental en la obtención del título del Clausura 2005, lo que lo catapultó a integrar el plantel que representó a México en el Mundial de Alemania 2006.

Tras siete años defendiendo los colores del América, Memo decidió probar suerte en el Viejo Continente.

Aventura europea

El Ajaccio, de la Ligue 1 de Francia, le abrió las puertas y lo contrató para ser su portero titular.

Su talento y dedicación lo convirtieron en ídolo del equipo de Córcega, al grado de que ayudó a que no descendieran en dos temporadas consecutivas.

Su actuación más recordada fue cuando jugó ante el poderoso PSG.

Memo salió en plan grande, por lo que realizó más de 13 atajadas en el encuentro; de hecho, le tapó un mano a mano al delantero sueco Zlatan Ibrahimovic.

Su oportunidad de ser titular en una Copa del Mundo llegó hasta Brasil 2014, cuando Miguel Herrera le dio el espaldarazo para ser el estelar en el arco.

Y Ochoa no decepcionó; incluso, fue de los porteros más destacados en la justa veraniega.

En el duelo ante Brasil, el guardameta mexicano hizo una de las atajadas más espectaculares que se han visto en un Mundial.

Neymar se elevó y remató con la cabeza, pero Memo voló a lo largo de la portería y evitó la anotación.

La acción fue aplaudida por todos los aficionados que se encontraban en el estadio; incluso, el astro brasileño destacó lo hecho por el azteca.

“Algunos jugadores contemporáneos ya alcanzaron el nivel de figuras históricas. Ochoa es una figura de ese tamaño, de entrada, porque nació en este club, ha ganado títulos, fue a Europa, a Selección y hoy está de regreso.

Sus grandes actuaciones en la Copa del Mundo llamaron la atención de varios equipos europeos, pero el Málaga de España fue quien decidió comprarlo.

Sin embargo, su paso por la Liga ibérica no fue como lo esperaba, por lo que, en Bélgica, con el Standard de Lieja reencontró su mejor versión.

El 9 de julio de 2017 fue presentado con el club, lo que lo ayudó a que Juan Carlos Osorio lo dejara en el arco del Tricolor, por lo que en Rusia 2018 volvió a ser el guardameta titular.

Ahora, Memo está viviendo su segunda etapa en el conjunto de Coapa, tras ocho años jugando en el Viejo Continente.

Pero las metas de Ochoa siguen apuntando alto, por lo que espera cumplir su quinta Copa del Mundo en Qatar 2022.

“Siempre es importante el interés y el deseo. El América estaba en un momento que tenía la posición vacía y yo estaba en una etapa de mi vida en la que veía las diferentes opciones en el mercado que tenía en Europa.

Tags

Lo Último


Te recomendamos