Estilo de Vida

4 trampas mentales que acaban con tu productividad en el trabajo

Muchas personas sienten que el tiempo no les alcanza, pero en el día a día hay factores que nos distraen de lo importante.

Haz una planificación realista de las tareas

Existen muchos factores que pueden afectar nuestra productividad en el trabajo. “La productividad tiene muchos enemigos: demasiadas reuniones, desencadenantes externos como interrupciones de compañeros de trabajo y multitarea de manera incorrecta, por nombrar algunos. Pero la mayoría de las veces, son las trampas mentales las que nos hacen tropezar”, comenta Nir Eyal (@neyal99) profesor e investigador a Psychology Today.

Además, señala la importancia de aprender a reconocer estas trampas mentales, ya que así las podemos desarmar y que dejen de ser una amenaza a nuestra productividad.

Lo que está acabando con tu productividad en el trabajo

La falacia de la planificación

Recomendados

Algunas veces subestimamos el tiempo requerido que nos tomará completar una futura tarea. Esto hace que no podamos cumplir con una línea de tiempo y es muy importante para tener un buen desempeño.

Solución: se recomienda no realizar una lista de tareas pendientes sin tener un estimado del tiempo.

Las distracciones siempre estarán, solo tienes que hallar el foco

Momentos liminales

Son los momentos de distracción al pasar de una tarea a otra. Muchas veces podemos distraernos más de la cuenta y perder el foco de lo que tenemos que hacer.

Solución: cuando sientas la necesidad de realizar otra actividad (como revisar tu teléfono) en algún momento de distracción, espera solo 10 minutos y es muy probable que ese impulso desaparezca.

El efecto de la mera urgencia

Las personas suelen buscar realizar las tareas que consideran más ‘urgentes’ en una ventana de tiempo pequeña (como revisar la bandeja de entrada de tu email y responder correos, o lavar ropa si estás en tu casa), en lugar de realizar tareas más importantes, que implique más tiempo, pero también más beneficios.

Solución: El timeboxing puede ayudarte a reservar el tiempo que tienes para cada actividad, y al compartirlo con tus compañeros de trabajo o tu familia, sabrán que no estarás disponible en ese intervalo de tiempo.

Haz una planificación realista de las tareas

Vergüenza por no hacer todo

Es posible que muchas veces no puedas hacerlo todo porque te distrajiste más de la cuenta, o sientes vergüenza por dormir hasta tarde y no hacer lo que te correspondía a primera hora de la mañana siguiente, es normal que esto suceda, y sentir vergüenza o culpa no nos traerá ningún beneficio.

Solución: Ten autocompasión, lo relevante es aceptar las responsabilidades y accionar.

Contenido relacionado

Viajero del tiempo advierte que pronto los humanos lucharán una “guerra interdimensional” que destruirá el planeta

¿Perfumes para celulares? Lo nuevo de Motorola que sorprendió al público

Tags

Lo Último


Te recomendamos