Estilo de Vida

El deterioro cognitivo se puede acelerar por la falta de potasio y exceso de sodio

Ambos minerales son importantes, pero en niveles específicos

¿Qué alternativas tenemos para mantener el consumo de sodio?

La cuestión no es comer por comer, ya que todo influye de acuerdo a la forma y cantidad en que lo hacemos, por ejemplo, una reciente investigación por parte del medio científico Global Transitions asegura que consumir altos niveles de sodio en la dieta se puede asociar al deterioro cognitivo.

La ingesta incorrecta de sodio y potasio puede afectar de manera severa al ser humano, en especial en los adultos mayores, ya que ambos minerales afectan la presión arterial y el volumen de líquidos, lo que significa que sus niveles pueden afectar la salud cardiovascular.

El estudio se realizó para evitar que las personas que padecen problemas con la salud cardiovascular ingieran suplementos de cualquier índole.

Todo depende de su consumo

Tanto el potasio como el sodio, son factores fundamentales necesarios en el organismo humano, sin embargo, el quid del asunto radica en la cantidad y calidad de lo que se consume.

“El sodio y el potasio son minerales vitales que actúan como partículas cargadas para transportar corriente eléctrica a través de las células. Esta corriente eléctrica es esencial para la estimulación nerviosa, la contracción muscular y la regularidad de los líquidos. Una deficiencia puede provocar falta de energía, fatiga, dolor muscular e irregularidad en la presión arterial”, indicó al Medical News Today, Beata Rydyger, nutricionista registrada y asesora clínica de Zen Nutrients.

Los investigadores observaron a más de 4000 participantes, todos de más de 50 años, en cómo el potasio y el sodio en la dieta afectaban el funcionamiento cognitivo entre los adultos mayores en China. Se recopilaron información sobre la ingesta dietética de los participantes a través de autoinformes durante un período de 3 días y luego evaluaron el estado cognitivo de los participantes haciendo preguntas que involucraban el recuerdo de la memoria y el cálculo mental.

En conclusión, se determinó que un mayor consumo de potasio se asoció con un impacto positivo en la función cognitiva. Pero una mayor ingesta de sodio se asoció con efectos negativos sobre la función cognitiva, incluido el deterioro de la memoria.

Tags

Lo Último


Te recomendamos