Deportes

Así luce Romario, el crack brasileño al que no le gustaba entrenar

El exdelantero de la Selección de Brasil, Romario, fue uno de los mejores atacantes del orbe, pero su pasión por la fiesta fue un obstáculo en su carrera.

Romario es considerado uno de los grandes cracks en la historia del fútbol, en gran medida por su habilidad sobre el terreno de juego y olfato goleador.

Sin embargo, al delantero brasileño no le gustaba entrenar, por lo que tuvo varias disputas con algunos entrenadores por esta situación.

Romario, el delantero que amaba la fiesta

Pero en el terreno de juego era considerado un monstruo, ya que en cuestión de segundos podía marcar diferencia y anotar goles a placer.

Recomendados

“No me merecí todo lo que logré. Nunca me comporté como un profesional, nunca fui un atleta. Era sólo un jugador de fútbol. No dormía nunca como debía, no comía como un deportista, siempre llegaba tarde, no me entrenaba a fondo todos los días, no respetaba los descansos, pero metí mil dos goles”, relató el astro brasileño.

Incluso, existe una curiosa anécdota durante su paso con el FC Barcelona, pues Romario tenía muchas ganas de ir al carnaval de Río, por lo que tuvo una curiosa apuesta con su entonces técnico, Johan Cruyff.

Previo a un partido, ante el Osasuna en La Liga, el atacante carioca se acercó al timonel holandés y le pidió dejarlo ir a su país.

La respuesta de Johan no fue negativa; al contrario, retó a su jugador, le pidió anotar dos goles y si lo hacía lo dejaría ir sin problema alguno.

“Una vez, Romario me preguntó si podía perderse dos días de entrenamiento para poder ir a Brasil al carnaval de Río de Janeiro. Respondí: ‘Si marcas dos goles mañana, te daré dos días más de fiesta”, comentó Cruyff.

La sorpresa del estratega del Barcelona fue mayúscula, ya que Romario marcó doblete antes del minuto 20 de partido.

Político desde 2010

Tras dejar el fútbol profesional, el delantero decidió incursionar en la política. Sus inicios se dieron con el Partido Socialista brasileño, pero tiempo después se movió con los centralistas.

En la actualidad, con 57 años, es parte del Movimiento Liberal, el cual es liderado por Jair Bolsonaro, situación que lo ha hecho ganarse muchas críticas.

Romario renovó su puesto el año pasado, por lo que seguirá en el senado, al menos, durante los próximos ocho años.

Tags

Lo Último


Te recomendamos